lunes, 13 de mayo de 2013

El crimen de la Generación Beat

William Burroughs y Jack Kerouac son escritores inolvidables, soñadores enfrentados al sistema a través de sus posturas despreocupadas y su afilado verbo. Un día sus estilos de vida los llevaron a ser testigos y cómplices silenciosos de un atroz asesinato originado por la intolerancia.
Para el año 1944 la situación económica de Burroughs y Kerouac no era la mejor, se dedicaban a duras penas a ciertas actividades que les permitiera comer modestamente, salir con sus chicas y amigos para tomar en cada bar. Entre ese grupo de amistades se encontraban Lucien Carr y Kammerer, ambos protagonistas de la fatalidad que germinaría Y los hipopótamos se cocieron en sus tanques.
Esta novela es el relato y confesión de un asesinato por el cual los autores también se las vieron con la ley.  Lucien mata a puñaladas a Kammerer cansado de su acoso. Kammerer más que ser un amigo buscaba el amor de Lucien, invadiendo con su presencia insistente. Kerouac y Burroughs narran esos días previos al fatal desenlace, las farras y entretelones de aquellos días.
Y los hipopótamos se cocieron en sus tanques es un libro para aquellos seguidores de la Generación Beat. Aquí se encuentra el génesis de uno de los movimientos de mayor culto dentro de la literatura.
¡Sexo, alcohol y Jazz!

2 comentarios:

  1. Y ahora, por tu reseña, quiero leer este libro :-)

    ResponderEliminar
  2. Me gustaría leer este libro, que interesante...

    ResponderEliminar